Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando estás aceptándola (leer)
Política de cookies +
957 40 28 92
fermolina@icacordoba.es

Hoja de encargo.

En cuanto a la hoja de encargo:

Cabe preguntar quién fija la cuantía el abogado o el cliente.

Resulta conveniente que sean pactados con anterioridad, firmando  una Hoja de encargo profesional que es un contrato de arrendamiento de servicios para un determinado asunto.

     No es recomendable para el abogado trabajar sin hoja de encargo donde conste lo que va a cobrar y forma de pago. Pero tampoco para el cliente porque si se realiza un trabajo lo tendrá que pagar y puede encontrarse con la sorpresa de ser más elevados de lo que pensaba.

Como pueden ver la pregunta sigue ¿quién fija la cuantía?

Además el problema se complica porque la hoja de encargo es un documento distinto a lo que se ofrece al cliente en muchas ocasiones que es un presupuesto previo –muchas veces a través de correo electrónico-, que lógicamente el cliente puede aceptar o no. Y es más como son libres pueden existir posteriores negociaciones sobre los honorarios y forma de pago. Normalmente el abogado acude a complicados cálculos con los criterios orientativos del colegio que si se explican al cliente con seguridad que van a ser discutidos.

No obstante si se lleva a cabo el trabajo y existe envío de presupuesto previo valorando el trabajo y comunicado al cliente sin discusión o reparo, entiendo que es un documento sustitutivo implícitamente de la hoja de encargo.

Por tanto parece que al menos en primera instancia es el abogado quien a través de presupuesto previo quien pide una cuantía porque es evidente que al ser libres puede ser discutido por el cliente. Quizás podría decirse que rebajados con casi total seguridad.

Además por la gran cantidad de abogados ¿porqué no va a ser el cliente el que fije la cuantía del trabajo del abogado?. ¿Es lógico o no?.

Como pueden ver la pregunta sigue igualmente sin respuesta.

Seguimos complicando el tema porque también se encuentra el problema relacionado de la provisión de fondos, que se supone que es previa al inicio del asunto o juicio y que es para cubrir otros gastos distintos, pero también parte de los honorarios. La explicación de los gastos distintos es ya para escribir un libro.

Pues bien, asalta la duda porque  con la gran cantidad de abogados, seguro que el cliente encuentra a alguno que este dispuesta a llevar su asunto sin provisión alguna. Y el abogado pensar que al menos así tiene ya asegurado que llevará el asunto.

Nos preguntamos entonces que debe hacer el cliente.

La respuesta es clara si tiene confianza en su abogado ¡firme la hoja de encargo y no discuta los honorarios!.

Pida si lo necesita el fraccionamiento de pago y que trate su asunto como si fuera suyo.

El abogado debe estar concentrado en estudiar su asunto y atento al procedimiento judicial.

 

Contacto

Dínos como podemos ayudarte

© 2018 - Abogado Fernando Molina | Desarrollado por Dkreativo.es

Fernando Molina Navarro (Abogado) ha sido beneficiario del Fondo Europeo de Desarrollo Regional cuyo objetivo es mejorar el uso y la calidad de las tecnologías de la información y de las comunicaciones y el acceso a las mismas y gracias al proyecto Diseño y creación de página WEB. Esta acción ha tenido lugar durante 2018. Para ello ha contado con el apoyo del programa TICCámaras de la Cámara de Córdoba.